Advertencia: no soy un ejemplo a seguir si quieres perder peso rápidamente. Me gusta ir sin prisas y con pausas.

jueves, 7 de julio de 2016

Cuando una tiene cogido el vicio...

Hola,

Pecado de hoy: patatas fritas de bolsa. Ni acordarme de que estoy intentando bajar peso. Cuando he caído en la cuenta, ya estaba saciada de patatas. ¡Qué desastre! Además no he reducido el primer plato (pecadillo pequeño en mi caso). 

No pasa nada, la cuestión es hacerlo cada día un poco mejor. Por ejemplo, hoy no he comido queso y dulce he comido un trocito de galleta y media docena de lacasitos. 

Lo que no llevo bien es lo del chikung y la bici. El chikung o meditación quedan reducidos a 10 minutos o menos. En cuanto a los pedales, solo he subido a la bici un día, mañana no podré así que el sábado me reservo 20 minutos para ella.

No me encuentro menos hinchada y es difícil que haya perdido peso con lo que como, de todas maneras la intención es lo que cuenta y el deseo de comer mejor está ahí. Como siempre he dicho, no tengo prisa. Ahora debo (quiero querer) dar los primeros pasos de esta carrera de fondo que puede durar muchos meses.

Buenas noches, bona nit!


Apunte científico del día:

Google ha decidido que Nettie Stevens (Vermont, 1861-1912) sea la protagonista del día con motivo del 155º aniversario de su nacimiento.

Nettie Maria Stevens revolucionó los campos de la embriología y la citogenética junto a los investigadores Edmund Beecher Wilson y Thomas Hunt Morgan. El trabajo de los tres sirvió para descubrir la conexión que hay entre los cromosomas y las características físicas. Aunque Nettie Stevens fue más allá al constatar que los cromosomas existen como estructuras parejas en las células. Antes se creía que eran largos bucles o hilos y la aportación de esta genetista puso fin a un largo debate.
La conclusión de Stevens afirmaba que los cromosomas son los encargados de determinar el sexo de los organismos y que ello dependía de las dos clases de espermatozoides: los que contienen el cromosoma X y los que poseen el Y. Si los primeros son los que logran fecundar el óvulo, de ahí surgirá una hembra, mientras que si son los Y dará lugar a un macho.
La Vanguardia, 7 de julio de 2016
Conclusión, o lo que es lo mismo, lo que les explico a mis alumnos tras mucho palabreo científico, etc, etc,: no depende de mamá que seas niño o niña, depende de papá.

6 comentarios:

  1. Solución? no comprar patatas fritas! Afortunadamente no es para mí una tentación insalvable, cosa que sí me pasa con el queso o el chocolate. Bueno, no te agobies, pero que no vuelva a ocurrir! ;)

    ResponderEliminar
  2. Jeje, ha vuelto a ocurrir... pero con mucha mesura. Esta vez he puesto un plato de postre con patatas para los niños y para mí. Ya sé que son cosas que no convienen a nadie pero están en casa y las voy acabando. La verdad es que me encantan, el queso y el chocolate también.

    Procuraré que no vuelva a ocurrir el comerlas sin medida.

    Un beso!

    ResponderEliminar
  3. Porque mamá sólo hay una, pero padre...

    Poco a poco, Pili. Tu cuando veas la bolsa de patatas piensa en otras formas de comerlas: Hervidas, al vapor, al microondas, asadas al horno. Mucho más saludables.
    En cuanto a las galletas.. hazlas tú, en cuanto a los lacasitos... no se me ocurre, pero me han dicho que es posible

    https://www.youtube.com/watch?v=wYE0IOF9YoE

    Hala, ya me cuentas qué tal los lacasitos!!

    Mil besos!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aixxxxx, la de patatas fritas que estoy comiendo estos días... tengo cuatro bolsas aún que han sobrado del cumple de la niña (de las dos celebraciones que hemos hecho). Ya sé que no es obligatorio comérselas pero las que se quedaron a medias las estamos ventilando poco a poco. Las bolsas que están sin abrir ahí se quedarán, igual hasta que celebremos mi santo y cumpleaños.

      No pienso hacer ni galletas ni lacasitos ni ná de ná. Seguro que son más sanos pero me los como igual. Lo que debo hacer es controlarme cuando abro el paquete para que los niños coman. De hecho, compré lacasitos para adornar la tarta que hice para la niña. Ya quedan pocos.

      Espero que estés un poquito mejor de ánimos.

      Un beso muy grande.

      Eliminar
  4. Yo he tenido dos hijas, se ve que los espermatozoides de mi marido con el cromosoma Y estaban distraídos y los del X corrían que se las pelaban...

    De hecho, tengo una hermana, dos tías, y mi abuela tenía un montón de hermanas... somos una familia matriarcal, parece ser, ja ja ja.

    Besotes y frénate con las patatonas...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuántas mujeres!! Jeje.
      Las patatas son tentadoras, no voy a comprar más en todo el verano. Aún hay dos bolsas sin abrir en el armario, y ahí se quedarán.
      Un petonet ben fort!

      Eliminar